El estado de ánimo y las horas de sueño

Siempre se supo que dormir poco no es bueno para la salud ni para el estado de ánimo, pero los últimos estudios indican que es mejor dormir poco y profundo que más horas con interrupciones.

Siempre se supo que dormir poco no es bueno para la salud ni para el estado de ánimo, pero los últimos estudios indican que es mejor dormir poco y profundo que más horas con interrupciones.

Es decir, las interrupciones hacen que el descanso no sea reparador, lo que afecta el estado de la persona durante el día.

Los despertares nocturnos que interrumpen el sueño resultan más perjudiciales para el estado de ánimo de una persona que dormir durante el mismo tiempo –aunque se trate de pocas horas–, pero de un tirón, según han descubierto investigadores del Hospital Universitario Johns Hopkins de Baltimore (Maryland, EE.UU.).

Este estudio despertó a algunas de  las personas que  participaron varias veces durante la noche y al día siguiente se las sometió a un cuestionario.

Para leer más info sobre este estudio, click aquí.